Los problemas del contexto laboral en la formación del arquitecto

Autor: 

Idania María Montero Casas

Facultad de Construcciones. Universidad de Camagüey

 

 

Resume: Las condiciones en que se desarrollan actualmente los procesos educativos, exigen de un profesional preparado, capaz y presto para aplicar conocimientos y construirlos para dar solución a problemas nuevos. Es necesario transformar el proceso de enseñanza aprendizaje en acciones que involucren a profesores y estudiantes en el logro de aprendizajes que permitan aprovechar la situación instruccional para vincularla a la vida de la sociedad y de la profesión en su contexto socio histórico cultural. La formación del profesional debe estar ligada a las exigencias del desarrollo de la profesión. Se prepara así en su modo de actuar lo cual provoca un efecto positivo en la motivación hacia el dominio del saber qué, el saber hacer y el saber ser. Los resultados de la investigación se aplican a través de las actividades prácticas que realizan los estudiantes de la carrera de Arquitectura en la Universidad de Camagüey

Palabras claves: proceso de enseñanza aprendizaje, construcción del conocimiento, estructura de contenidos, ejercicios docentes, modo de actuación profesional.

Introducción

La formación de profesionales competentes y comprometidos con el desarrollo social constituye hoy día una misión esencial de la Educación Superior contemporánea, y de modo especial en Cuba, país que acomete el perfeccionamiento de sus recursos humanos en aras del avance económico y el bienestar de todos sus miembros.

Los planes de estudios D, en proceso de aplicación, son reflejo de la necesidad de formar profesionales en correspondencia con las exigencias de la época actual. Plantean que las asignaturas y las disciplinas deben evidenciar un mayor nivel de esencialidad, centrando su atención principal en aquellos elementos del contenido que son fundamentales para el logro de los objetivos previstos en la carrera. Esto obliga a tener en cuenta la definición de objetivos muy precisos en la formación del arquitecto a partir de un estudio profundo de las necesidades sociales que debe resolver basadas en las necesidades reales que dado el momento y las condiciones debe resolver el arquitecto.

Este plan de estudios aspira a formar profesionales con una independencia cognoscitiva tal que les permita un mejor dominio de su profesión al dar respuesta a los problemas en su radio de acción. Hacia este objetivo debe dirigirse la acción de desarrollar en los futuros profesionales las habilidades de seleccionar y evaluar materiales de construcción, lo cual puede lograr a través de la realización de problemas docentes basados en situaciones reales que representan problemas profesionales de nuestra actividad constructiva.

Aprender un contenido quiere decir que el alumno le atribuye un significado, construye una representación mental por medio de imágenes o proposiciones verbales, o elabora una teoría o modelo mental como marco explicativo a dicho fenómeno.

La construcción del conocimiento en la escuela es en realidad un proceso de elaboración donde el alumno selecciona, organiza y transforma la información que recibe de muy diversas fuentes, y establece relaciones entre dicha información y sus ideas o conocimientos previos.

Los estudiantes de Arquitectura de la Facultad de Construcciones de la Universidad de Camagüey, presentan dificultades durante el proceso de diseño de un espacio arquitectónico para concebir desde su inicio los materiales de construcción que intervendrán en cada uno de sus elementos. Las actividades prácticas a través de ejercicios docentes, no se basan en forma eficiente en problemas profesionales que consideren la realidad constructiva para la cual se preparan los estudiantes.

Para alcanzar el resultado de esta investigación se definió como problema científico el siguiente: Los ejercicios docentes que realizan los estudiantes de arquitectura no los preparan lo suficiente respecto a la aplicación de los materiales de construcción en correspondencia con su modo de actuación profesional.

Como objeto de estudio: El proceso de enseñanza aprendizaje del tema materiales y productos de la construcción.

Para dar solución al problema se plantea como objetivo general: Diseñar problemas docentes para los estudiantes de arquitectura que les permitan acercarse a su modo de actuación profesional respecto al uso de los materiales de construcción durante su formación y promuevan un aprendizaje significativo.

Como campo de acción: El uso de situaciones reales que se dan en las actividades de proyecto y construcción para el diseño de ejercicios docentes que utilizarán los estudiantes de arquitectura durante su formación en el tema materiales y productos de la construcción.

La idea a defender consiste en que se contribuye a preparar a los estudiantes de arquitectura en el uso de los materiales y productos de la construcción si se diseñan ejercicios docentes basados en situaciones reales que lo acerquen a su modo de actuación profesional.

Para el desarrollo de la investigación se realizaron las tareas científicas siguientes:

1-Caracterizar el proceso de enseñanza-aprendizaje de los materiales y productos de la construcción.

2-Diagnosticar las necesidades de los estudiantes respecto a los contenidos del tema para su formación.

3-Realizar un levantamiento de situaciones reales durante los procesos de proyecto y construcción de obras respecto a la aplicación de los materiales de construcción.

4-Diseñar problemas docentes para la aplicación de los materiales de construcción que contribuyan al desarrollo del aprendizaje significativo.

Los métodos y técnicas aplicados para desarrollar la investigación fueron los siguientes:

Métodos de nivel teórico empleados:

  • Análisis histórico-lógico.
  • Métodos y técnicas de nivel empírico.
  • Análisis documental: estudio de la información relacionada al tema investigado en documentos impresos, en formato digital.
  • Aplicación de encuestas y entrevistas en el proceso de diagnóstico del problema sobre los contenidos necesarios acerca del tema que preparen al estudiante en su modo de actuación profesional.

El valor práctico está dado por la posibilidad de utilizar los ejercicios docentes por los profesores de arquitectura en la impartición del tema, y por los estudiantes durante su preparación.

La novedad del trabajo consiste en la aplicación de situaciones reales respecto al uso de los materiales de construcción en la actividad de proyecto y construcción de obras en el diseño de problemas docentes que ayudan al desarrollo del aprendizaje significativo.

Desarrollo

Situación de la enseñanza aprendizaje del tema

El tema materiales y productos de la construcción forma parte de la asignatura Tecnología y Materiales de la Construcción I dentro de la disciplina con el mismo nombre, esta última la reciben los estudiantes de arquitectura durante los primeros cuatro años de la carrera. Después de la disciplina Proyecto, que constituye la integradora de la carrera, le sigue en orden por el número de asignaturas que posee y la cantidad de horas que ocupa en el plan de estudios. Se ocupa de la preparación de los alumnos para tener un desempeño adecuado a pie de obras una vez graduados. Provee al estudiante de los conocimientos necesarios para realizar la concepción del espacio arquitectónico, actividad que aprende desde la asignatura Proyecto. Dentro de los objetivos de la asignatura, está conocer la tipología constructiva, la estructural, los materiales y los productos de la construcción que conforman ese espacio, así como la secuencia constructiva que comúnmente se aplica en la ejecución de obras.

La asignatura se imparte en el primer año y primer semestre de la carrera, con ella, los estudiantes hacen su primer contacto con la actividad constructiva, los temas que aquí reciben los aplican en los años siguientes y los integran a todas las asignaturas que reciben durante su formación. En su actividad de vinculación constante a la realidad de la construcción en el país, los estudiantes van adquiriendo experiencia y enriqueciendo los conocimientos adquiridos.

La Dra. Silvia Cruz Baranda (1997) define el modo de actuación del profesional arquitecto para la Disciplina Tecnología y Materiales de la construcción de la siguiente forma: proyectar constructivamente y construir. Proyectar y construir constituyen habilidades generalizadas referidas al tema de los materiales de construcción. De esta manera si proyecta, el arquitecto proyectista selecciona materiales y productos de la construcción, busca los más apropiados, los que satisfacen las exigencias del proyecto, analiza variantes y hace la representación gráfica de la solución a la que llega, es decir: selecciona materiales y productos de la construcción. Y si construye, el arquitecto constructor a pie de obra, evalúa las soluciones del sistema constructivo, es decir lo interpreta, comprueba la factibilidad de las soluciones proyectadas y, si fuera necesario valora soluciones. En todos los casos que sea necesaria alguna sustitución, repite el ciclo del proyecto constructivo, es decir: evalúa elementos y sistemas constructivos.

De acuerdo con Coll, Pozo, Sarabia y Valls (1992) (Díaz F, 2002) los contenidos que se enseñan en todos los niveles educativos pueden agruparse en tres áreas básicas: conocimiento declarativo, procedimental, y actitudinal.

· Declarativos: “Saber qué”, y comprende datos, hechos, conceptos y principios.

· Procedimentales: “Saber hacer”, y comprende procedimientos, estrategias, técnicas, destrezas, métodos.

· Actitudinal valoral: “Saber ser” y comprende actitudes, valores, ética profesional y personal, etc.

En el tema de estudios que se trata, los contenidos declarativos están comprendidos por los conceptos y principios que caracterizan las familias de materiales utilizadas en la actividad constructiva. El “saber qué”, se traduce para los estudiantes en las propiedades físicas y mecánicas, en su proceso de obtención, en su comportamiento durante su vida útil, en los ejemplos de su aplicación, en los costos que representan los productos, en los principios que regulan las técnicas y procedimientos para su colocación en obras, y otros.

Los contenidos procedimentales están comprendidos por las destrezas, es decir el “saber hacer”, que en este caso se traduce en que el estudiante aprenda a seleccionar el material adecuado para cada función y tipo de elemento constructivo, en el momento de proyectar, y aprende a evaluar el material propuesto en el proyecto de la obra en el momento de construir.

Los contenidos actitudinales están comprendidos por los valores, ética profesional y personal, etc., es decir el “saber ser”, que en este caso de la enseñanza de los materiales y productos de la construcción, está relacionado con la formación o desarrollo en el futuro profesional de principios basados en el respeto a las leyes, las normas técnicas y ordenanzas que rigen el uso y aplicación adecuados de los materiales de construcción, en la responsabilidad de cuidar la calidad y el ahorro de estos recursos materiales durante el proceso constructivo. Velar por la introducción de medidas que reafirmen los conceptos del desarrollo sostenible a través de la producción de los materiales y en el momento de decidir su uso en una parte de la obra. Se añade además la necesidad de desarrollar los hábitos de superación constante y el no descuidar el mantenimiento y mejoramiento de sus conocimientos.

Para lograr una mayor correspondencia del tema con el modo de actuación del profesional arquitecto, se propone la siguiente estructura de contenidos. Con ella se facilita el aprendizaje de los alumnos, pues se presentan organizados de manera conveniente y siguiendo una secuencia lógica y psicológica adecuada.

Proceso general de obtención y de producción: Debe conocer los aspectos esenciales que impliquen un conocimiento más amplio del material y pueda establecer relaciones útiles entre su proceso de obtención y producción con las aplicaciones que le da en la obra. La forma en que la naturaleza brinda al hombre los pétreos naturales, obliga a realizar un proceso de obtención y una aplicación determinada. Esto ayuda a integrar los contenidos y que no vea los procesos de obtención y producción aislados del resto de los aspectos que estudia sobre este material, por ejemplo con el costo, con los procedimientos, técnicas, y medios para su colocación, vinculados con la influencia sobre el medio ambiente.

Propiedades físicas, químicas, y mecánicas que están relacionadas con su uso en la construcción: Este contenido puede resultar el de mayor importancia, pues de estas propiedades depende el uso que se le da en la actividad constructiva, por ejemplo: ¿Por qué la piedra caliza no resiste el ataque de los ácidos?, esta condición obliga al futuro arquitecto a pensar muy bien en las condiciones del medio ambiente que posee el lugar donde propone la utilización de la piedra natural a través de su proyecto, o del lugar donde la coloca en el momento de la ejecución, y en su defecto a considerar las medidas adecuadas para contrarrestar su deterioro a lo largo del tiempo. Este estudio obliga a integrar conocimientos de otros especialistas como pueden ser: químicos, físicos y productores de materiales.

Aplicación de los pétreos naturales como materiales de construcción:

Permite al estudiante seleccionar el material para un uso determinado, ya sea en el momento de la conceptualización de la obra o en la construcción. Para realizar una selección correcta debe tener en cuenta el resto de los contenidos.

Procedimientos, técnicas, y medios que se utilizan para su colocación o puesta definitiva en obra: Posibilita una selección más eficiente del material tanto en el acto de proyectar como de construir, a partir de considerar las condiciones de la obra donde se va a colocar, el nivel de calificación de los operarios, y el presupuesto entre otros. Además, dota al futuro arquitecto de las herramientas esenciales para controlar la calidad de su colocación en la obra.

Costos de los materiales: La valoración de criterios económicos acerca de uno u otro material, hace posible su selección justa de acuerdo a las características de la obra: función, contexto, presupuesto, tiempo de explotación, interés social o político. También influyen en estos criterios las características de su proceso de obtención y producción.

Comportamiento durante su vida útil: Este contenido le da criterios a través de ejemplos, sobre la aplicación del material en la vida práctica, durante la vida útil del edificio donde está colocado, lo cual facilita una mejor selección tanto para el proyecto como para la ejecución. Al estudiar los ejemplos estudia el comportamiento del material en el tiempo: durabilidad, deterioros y medidas para evitarlos.

Influencia del material o productos derivados sobre el medio ambiente (sustentabilidad): Permite al estudiante manejar otros criterios para la selección del material, sobre todo en la conceptualización del proyecto, aunque también en la construcción de la obra. ¿Cómo atenuar los daños del material sobre el medio ambiente mediante su selección correcta, valorando su forma de obtención y producción o su comportamiento perjudicial durante su explotación en obra, o luego de concluida su vida útil?

De los contenidos concebidos para impartir el tema “materiales y productos de la construcción”, se le da mayor jerarquía a “aplicación de los pétreos naturales” porque sintetiza el resto de los contenidos y además porque su dominio por el estudiante contribuye a formar las habilidades de seleccionar, evaluar o producir materiales de construcción, ya sea en el momento de proyectar o de construir. Diagnóstico de la formación de estudiantes de arquitectura respecto a la aplicación de los materiales de construcción.

A través del tema “materiales y productos de la construcción” los estudiantes reciben los contenidos básicos para su formación acerca de las diferentes familias de materiales de construcción que les serán imprescindibles utilizar durante sus estudios. Estos contenidos hacen posible la elaboración de sus proyectos arquitectónicos durante la docencia, y los preparan para su vida profesional, tanto en la actividad de proyecto como de construcción.

A través de la aplicación de encuestas y entrevistas aplicadas a estudiantes, profesores y profesionales en ejercicio, se pudo valorar la situación actual de la enseñanza aprendizaje del tema y determinar las necesidades que presentan nuestros profesionales para satisfacer la demanda de la actividad constructiva en los momentos actuales en lo referente a su preparación en el uso de los materiales de construcción. De lo anterior se obtiene que los estudiantes presentan dificultades durante el proceso de diseño de un espacio arquitectónico para concebir desde su inicio los materiales de construcción que intervendrán en cada uno de sus elementos ya sean estructurales o no. No es suficiente el uso de los materiales de construcción durante el proceso de creación de los espacios arquitectónicos, por lo tanto no realizan el estudio necesario sobre cada material que constituyen los elementos de cierre y de terminación de esos espacios, lo cual les permitiría adaptarlos mejor en su función y objetivos estéticos. Su preparación en el tema no les permite manejar variantes de solución a un problema y poder seleccionar el material más adecuado para cumplir las condiciones que requiere el espacio arquitectónico a diseñar. Consideran como vías para mejorar su formación en cuanto a la aplicación de los materiales de construcción para proyectar o construir, que durante el proceso docente educativo se puedan realizar las siguientes actividades: mayor cantidad de visitas a obras, incrementar el número de clases prácticas, tener contactos con especialistas en el tema, y la realización de trabajos investigativos individuales.

La ejercitación durante clases prácticas de su papel respecto al uso de los materiales de construcción puede ayudarlo a mejorar su preparación y responder de manera eficiente a la demanda productiva. Lo anterior da cuentas de la necesidad de tomar medidas para lograr una mayor vinculación de la especialidad con la práctica profesional.

Consideraciones sobre el aprendizaje

La concepción constructivista del aprendizaje en la escuela se sustenta en la idea de la necesidad de suministrar una ayuda específica mediante la participación del estudiante en actividades intencionales, planificadas y sistemáticas, para promover los procesos de conocimiento personal del alumno.

Este enfoque trata de conjuntar el cómo y el qué de la enseñanza, lo cual puede resumirse en lo siguiente: enseñar a pensar y actuar sobre contenidos significativos y contextuados. Considera además que el alumno es el responsable último de su propio aprendizaje, pues es quien construye o reconstruye los saberes de su grupo cultural y se convierte en sujeto activo cuando manipula, explora o descubre algo cuando lee, o escucha la exposición de otros; que el alumno no tiene que inventar o descubrir en todo momento el conocimiento escolar, quiere decir que su actividad mental se puede aplicar a contenidos que poseen ya un nivel de elaboración; y que el profesor tiene la función de orientar o guiar de forma planificada esta actividad.

Construir significados nuevos implica un cambio en los esquemas de conocimientos previos, a la vez que se introducen nuevos elementos y se establecen nuevas relaciones entre dichos elementos.

El proceso de enseñanza aprendizaje debe orientarse a formar a los estudiantes por medio de prácticas auténticas apoyadas en procesos de interacción social, se consideran prácticas auténticas las que tienen relevancia cultural y poseen un nivel de actividad social.

Cuando el conocimiento se desarrolla fuera de la escuela, en contextos apropiados para la actividad de que se trate, el conocimiento que se desarrolla es compartido, se trabaja y razona sobre contextos concretos y se da la vida real.

En síntesis, el aprendizaje significativo es aquel que conduce a la creación de estructuras de conocimiento mediante la relación sustantiva entre la nueva información y las ideas previas de los estudiantes. (Díaz F, 2002)

Frida Díaz (2002) define como condiciones para el logro del aprendizaje significativo respecto al material, que exista relacionabilidad no arbitraria, sustancial, estructura y organización, es decir significado lógico del material tratado por el estudiante, y respecto al alumno, que tenga disposición o actitud, conocimientos y experiencias previas, es decir significado psicológico.

Se consideran un grupo de factores motivacionales, relacionales e incluso afectivos, que desempeñan un papel muy importante en la movilización de los conocimientos previos del alumno y sin cuya consideración es imposible entender los significados que el alumno construye a propósito de los contenidos que se le enseñan.

Consideraciones para el diseño de los problemas docentes

Para lograr la formación de la habilidad se deben considerar en el diseño de los problemas, las exigencias sociales y la actividad real de la producción y los servicios.

Se considera que el grado de modelación de la realidad del profesional debe estar caracterizado entre otros aspectos por la objetividad y la sociabilidad. Esta modelación de la realidad permite elaborar los ejercicios docentes que preparan al profesional para su actividad laboral futura. La objetividad puede ser absoluta o relativa, es relativa cuando una parte de la actividad se modela y la otra se forma fuera de sus condiciones reales, es decir de las condiciones de producción. Cuando se habla de objetividad no sólo se refiere a la aproximación a las situaciones reales, sino a las condiciones concretas de nuestro país, es decir que un problema de la producción real en otros países es de objetividad relativa. El aprendizaje basado en ejercicios que contienen problemas profesionales constituye una fuente de motivación para el estudiante durante su formación y además contribuye a orientarlos en la profesión durante ese período que precede a su ejercicio como profesional. De esta forma se logra en ellos una mayor competencia profesional y se garantiza un desempeño profesional responsable y eficiente.

El aprendizaje activo significa aprender a través de la acción. Es aprendizaje porque se basa en la experiencia personal con el fin de cambiar las pautas en el estudio, más que en el empleo de técnicas y estrategias de forma autónoma. Y es acción, porque las reflexiones personales y de grupo se transforman en actuaciones para cambiar aquello que se desea mejorar. De ahí que el aprendizaje activo se base fundamentalmente en la práctica. Estos aprendizajes no se producirán de manera satisfactoria a no ser que se suministre una ayuda específica mediante la participación del alumno en actividades intencionales, planificadas y sistemáticas, que logren propiciar en este una actividad mental constructivista (Coll, 1988) (Véase Díaz F, 2002). El diseño de ejercicios docentes basados en problemas profesionales y situaciones reales relacionadas con la aplicación de los materiales de construcción, produce un acercamiento del estudiante a su actividad productiva que lo ubica en su contexto constructivo. Es importante que estos ejercicios sean resueltos y analizados junto al grupo de estudiantes y al profesor para lograr la cooperación entre todos en la resolución del problema. Y además para permitir que el propio estudiante pueda evaluar lo aprendido y descubrir las medidas necesarias a tomar para corregir, autorregular y planificar su proceso de aprendizaje.

Dando significado a los ejercicios docentes y dotándolos de un fin determinado se puede lograr que los estudiantes interpreten su utilidad personal y social, y sientan gusto por esta actividad docente, lo cual estimula su voluntad de aprender. Se hace necesario que en la medida que el futuro profesional utilice los contenidos que le permitan “saber qué” (declarativos), “saber hacer” (procedimentales), también formen parte de este proceso de enseñanza aprendizaje los contenidos que le permitan “saber qué” (actitudinales).

Las actitudes que deben desarrollar los futuros profesionales arquitectos están en correspondencia con los principios y normas técnicas que expresa el Código de ética del profesional de la Construcción, constituyen una aspiración genuina de la conducta de los jóvenes estudiantes en proceso de formación.

Se relacionan con el desarrollo de las habilidades de seleccionar y evaluar materiales y productos de la construcción para el proyecto y construcción de obras, principios y normas éticas como el honor, la responsabilidad, la integridad y veracidad que deben servir de base a un ejercicio cabal de la profesión. El cumplimiento de las leyes, regulaciones, ordenanzas y normas que rigen el trabajo en la construcción. Actuar con plena independencia y autonomía de criterio dentro de su contenido y alcance del trabajo técnico. Debe ser responsable de su trabajo, y rechazar o denunciar lo que se contraponga a esto. Emplear cabalmente sus conocimientos en las tareas que le corresponda realizar, y a su vez a superarlos constantemente y no descuidar su mantenimiento y mejoramiento. Mantener una actitud crítica y autocrítica basando sus criterios y opiniones en un profundo análisis científico técnico y un espíritu cooperativo. Debe además promover e introducir medidas para el ahorro de los recursos energéticos y naturales, y propiciar el uso de fuentes renovables de energía y de procesos tecnológicos limpios.

Para que el alumno pueda desarrollar el aprendizaje significativo debe relacionar de manera no arbitraria y sustancial la nueva información que recibe a través del contenido del problema planteado y la solución que demanda con los conocimientos y experiencias previas y familiares que ya posee en su estructura de conocimientos acerca de las diferentes aplicaciones de los materiales de construcción.

Condiciones que deben cumplir lo ejercicios a diseñar:

-Integrar los contenidos que recibe el estudiante durante el proceso de enseñanza aprendizaje del tema: proceso de obtención y producción, las propiedades físicas, químicas, y mecánicas que están relacionadas con su uso en la construcción, la aplicación de cada una de las familias de materiales de construcción, los procedimientos, técnicas, y medios que se utilizan para su colocación o puesta definitiva en obra, los costos de los materiales, el comportamiento durante su vida útil, y la influencia del material o productos derivados sobre el medio ambiente.

Estos contenidos se traducen en los parámetros que evalúan los profesionales sobre los materiales y productos durante su actividad productiva: resistencia a las cargas, la durabilidad a largo del tiempo y ante las condiciones del medio, el costo, la apariencia estética, y las aplicaciones que pueda tener en las diferentes actividades de la construcción.

-Desarrollar las habilidades de seleccionar o evaluar un material, esto se manifiesta al dirigir al estudiante a la decisión de seleccionar un determinado material o producto o de evaluar su efectividad bajo determinadas condiciones.

-Propiciar la aplicación no sólo de los contenidos declarativos (saber qué) y de los procedimentales (saber hacer) sino de los actitudinales (saber ser).

-Contener los rasgos que caracterizan las situaciones reales de la actividad constructiva respecto al proyecto y construcción en cuanto al uso de los materiales y productos.

-Integrar contenidos del resto de las disciplinas que encuentran aplicación al tema y ayuden al estudiante a seleccionar o evaluar el material de construcción en correspondencia con condiciones específicas.

- El contenido de los problemas docentes serán la expresión de problemas reales que suceden en las distintas obras en ejecución en el territorio de manera que los estudiantes puedan asistir al contexto real para analizar y proponer la solución a los mismos.

Teniendo en cuenta las condiciones anteriores y utilizando como bases las situaciones reales, se realiza la propuesta de problemas docentes para ser utilizados por los estudiantes de arquitectura durante las clases prácticas correspondientes al tema materiales y productos de la construcción y constituyen ejemplos de la aplicación de las bases antes descritas.

Se expone una muestra de estos ejercicios, pues como se planteó anteriormente los mismos serán elaborados a partir de las condiciones de las obras en ejecución que se analicen al momento de ser empleados por los estudiantes.

1. En el proyecto de rehabilitación de la Academia de Arte de Camagüey, edificio del siglo XIX, se pretende sustituir un entrepiso de vigas y tablas con un área de 150m2 por encontrarse en un estado de deterioro avanzado. No se cuenta con el presupuesto necesario para construir el elemento en su forma original, ni se cuenta con la madera suficiente para el encofrado de una losa de hormigón armado.

Pregunta: 1-Proponga una variante de construcción del entrepiso empleando otro tipo de tecnología para dar solución al problema planteado. Justifique su respuesta.

Valoración:

Al seleccionar una tecnología constructiva que emplea materiales ligeros como el sistema Hormigón-EPS, el cual está compuesto por perfiles de poliestireno expandido que soportan una losa de hormigón armado de pequeño espesor, que logra la conformación del elemento estructural de entrepiso, y evita el uso de madera para cofre, el estudiante:

-Relaciona las propiedades físicas, químicas y mecánicas del nuevo producto y las de la madera, relacionándolo con la durabilidad, el costo, el proceso de obtención de esta última, así como su escasa disponibilidad en nuestro país para solucionar el problema planteado.

-Desarrolla la habilidad de seleccionar un producto teniendo en cuenta las condiciones planteadas.

-Vincula la decisión a tomar con los criterios de sustentabilidad relacionados con la madera, al evitar el empleo de un material natural cuyo ciclo de obtención es considerablemente largo.

-Asume una actitud positiva al tomar medidas para el ahorro de los recursos naturales.

-Puede aportar diversas soluciones siempre que respondan a la solución del problema planteado, las cuales serán analizadas ante el colectivo enriqueciendo la respuesta al problema real.

- El estudiante necesita utilizar los conocimientos acerca de las aplicaciones de los materiales estudiados en las clases y de forma independiente, así como su experiencia personal.

2- En la elaboración del proyecto de remodelación de la Academia de Arte de Camagüey se necesitan realizar 8 divisiones en el segundo nivel, cada una de 3 m de largo por 2,50 m de alto para aumentar el número de aulas. Cálculos realizados a la cimentación del edificio dieron como resultado que no admite un aumento de las cargas permanentes lo que imposibilita la utilización de materiales tradicionales como ladrillos y bloques.

Preguntas:

1-Selecciona el tipo de tecnología para resolver el problema planteado.

2-Una de las aulas tendrá como función una sala de video. Proponga una solución para lograr el aislamiento acústico de estos espacios.

Valoración del ejercicio:

Al seleccionar el tipo de tecnología constructiva que emplea materiales ligeros de metal o madera y cierres de perfiles de cemento o yeso, está dando solución a la necesidad de disminuir el peso de los muros de cierre, pero además debe pensar en el uso de doble pared con material aislante intercalado (posible uso de lana de vidrio) y una terminación de las superficies de muros que produzca las condiciones acústicas adecuadas a los requerimientos del proyecto, el estudiante:

1-Está valorando los productos de las nuevas tecnologías que se adaptan a los nuevos requerimientos.

2-Relaciona los contenidos sobre las propiedades físicas y mecánicas (peso, resistencia y durabilidad) con la aplicación del material y la tecnología para su empleo en la obra.

3-Toma decisión al seleccionar los materiales de construcción que constituyen esa tecnología constructiva, luego de analizar diferentes condiciones.

4-Integra conocimientos sobre el funcionamiento estructural pues valora el peso sobre la cimentación al aumentar las cargas permanentes, de Acondicionamiento Ambiental , al tener que decidir materiales acústicos para disminuir la contaminación en otros locales.

5-Asume la responsabilidad por la decisión que toma para resolver el problema planteado y cumplir con su deber social.

Conclusiones

- Se definen las necesidades de formación que presentan los estudiantes en el tema materiales y productos de la construcción que deben ser solucionadas a través del proceso de enseñanza aprendizaje y los parámetros que tienen en cuenta los profesionales al seleccionar o evaluar la aplicación de los materiales y productos de la construcción para el proyecto o construcción.

- A través de la resolución de los ejercicios docentes propuestos, se logra acercar al estudiante a su modo de actuación profesional tanto en las actividades de proyecto como de ejecución de obras y contribuir a mejorar los resultados de su formación.

- Se logra contextualizar el aprendizaje a través de la participación del estudiante en el marco físico real donde se da el problema concreto lo cual enriquece las posibles soluciones a las que ha de arribar. Además se relaciona con las condiciones de trabajo en la obra en proceso constructivo.

- El estudiante está precisado a utilizar los conocimientos previos que posee acerca del tema y a buscar información adicional para poder dar solución al problema.

- La descripción del problema docente a través del uso de términos y situaciones reales y la participación del estudiante en el propio contexto influye de manera positiva en la elevación del nivel motivacional que debe influir en el logro de soluciones efectivas.

Bibliografía

- Álvarez, C. (1988). El objeto de la Didáctica de la Educación Superior. [s.l] [s.n]

- Castellanos, D. (2002). Aprender y enseñar en la escuela. Una concepción desarrolladora. La Habana: Editorial Pueblo y Educación.

- Código de Ética del profesional de la Construcción. (1999). [s.l] [s.n]

- Cruz, S. (1997). La actuación profesional del arquitecto en la base del Diseño de la Disciplina Tecnología y Dirección de la Construcción. Cuba. [s.n]

- Torroja, E. (1972). Razón y ser de los tipos estructurales. España: Editorial Gustavo Gilí.

- Documento base para la elaboración de los planes de estudios D. Ministerio de Educación Superior. (2003) [s.n]

- Didáctica. Los procesos de enseñanza y aprendizaje. La motivación. (2006) [en línea] Departamento de Pedagogía Aplicada, Facultad de Educación. UAB. Recuperado el 4 de junio de 2007 de http://dewey.uab.es/pmarques

- Díaz, F & Hernández, G. (2002). Estrategias docentes para un aprendizaje significativo. México: McGraw-Hill/Interamericana Editores.

Sección: 

Tema: 

Etiquetas: