El desarrollo del pensamiento en la formación de profesionales de la ETP: un procedimiento didáctico

Yamilka Sosa Oliva
Diobenys Reyes Ramírez
Miguel Erasmo Zaldivar Carrillo

Resumen.

El presente trabajo tiene como objetivo general, contribuir a resolver las deficiencias que existen en torno a la dirección del proceso del pensamiento de los docentes en formación de la especialidad Agropecuaria, para garantizar un aprendizaje con la calidad que exige la formación de profesionales de la docencia.

Como resultado, y objetivo particular de la presente investigación, se aporta un procedimiento didáctico para la dirección del desarrollo del pensamiento de los docentes en formación de la carrera referida, sobre la base de la formación de conceptos y los procedimientos lógicos asociados a estos.

Palabras claves:

Pensamiento, aprendizaje, elaboración de conceptos, procedimientos lógicos del pensamiento.

Introducción.

El proceso de dirección del pensamiento, sobre la base de la formación de conceptos y los procedimientos lógicos asociados a estos, requiere de una preparación teórico-metodológica del profesor, para garantizar la calidad del aprendizaje de los docentes en formación de la carrera Agropecuaria. No obstante, el análisis de los resultados de los métodos empíricos aplicados, permitió constatar que:

· En cuanto a la preparación recibida para dirigir el proceso del pensamiento y la formación de los procedimientos lógicos , el 45 % plantea que durante su formación profesional, el 15 % a través de cursos de preparación pedagógica para la profesión y el resto no reconoce ninguna de las vías propuestas.

· No tienen una concepción adecuada sobre los procedimientos lógicos del pensamiento y su formación (48 %) y reconocen, como los más empleados la definición y la clasificación.

· Existe un reconocimiento mayoritario de los entrevistados (88 %) de que la falta de preparación en esta temática, constituye la principal barrera en el proceso de enseñanza aprendizaje referido a la formación de los procedimientos lógicos del pensamiento.

· De 93 clases observadas , en el 78 %, (73), se comprobó que se empleaban adecuadamente métodos productivos relacionados con la enseñanza aprendizaje de los conceptos; no obstante, no se concibe un sistema de actividades lógicamente estructurado, en correspondencia con lo anterior, de modo que se propicie el tránsito por las etapas de la formación de los procedimientos lógicos del pensamiento.

· Un 45 % de las clases visitadas evidencian que el profesor no induce a los alumnos a utilizar los recursos cognitivos para la formación de los procedimientos lógicos.

· En el 98 % las clases visitadas, los profesores ofrecen pocas o ningunas posibilidades a los alumnos para evaluar y autoevaluar su aprendizaje referido a dicho proceso, así como, de la forma en que opera el pensamiento durante su apropiación.

Desde la óptica de esta investigación, estos aspectos son de gran relevancia para el hecho de que el trabajo con la formación de conceptos, se siga comportando como algo espontáneo y dejado a la “experiencia” del docente. No se puede ser categóricos al afirmar que en las universidades pedagógicas son inexistentes los trabajos en este sentido (con los procedimientos lógicos), pero si afirmar que los docentes carecen de orientaciones sobre cómo incidir en el desarrollo del pensamiento de forma eficiente, o sea, de cómo formar o desarrollar determinado procedimiento u operación lógica; de cómo dirigir el proceso de formación de los conceptos, de su estructura lógica y metodológica.

Por lo expuesto anteriormente, a continuación se presenta una propuesta de solución al problema objeto de investigación.

Desarrollo.

Procedimiento Didáctico para la dirección del proceso de elaboración de conceptos sobre la base del desarrollo de los procedimientos lógicos del pensamiento asociados a estos.

En el presente epígrafe se muestra el Procedimiento Didáctico dirigido al proceso de dirección del pensamiento sobre la base de la formación y/o desarrollo de los procedimientos lógicos.

La propuesta tiene en cuenta diferentes procedimientos lógicos del pensamiento, que son imprescindibles para desarrollar el proceso total de elaboración de conceptos en tanto, su potenciación posibilita que el sujeto transite por todas las acciones que dicho proceso requiere para que no se produzca de forma parcial o espontánea. De esta forma se es consecuente con las exigencias del Ministerio de Educación, de lograr que se desarrolle en los estudiantes el pensamiento lógico, que se desarrolle la capacidad de aplicar lo aprendido a cualquier situación en la que se encuentre el individuo, durante el proceso de enseñanza-aprendizaje y hasta en su desempeño después de egresado. A continuación se expone la manera en que deben estructurarse las etapas anteriores que se conciben para el procedimiento propuesto.

Procedimiento didáctico

El procedimiento se estructura en tres etapas:

1. Preparación previa.

2. Implementación del Procedimiento Didáctico.

3. Evaluación de la implementación del Procedimiento Didáctico.

En el siguiente esquema se esboza la concepción general de la propuesta; luego, se explica la manera en que debe estructurarse cada etapa, actividades, tareas y subtareas, así como las orientaciones para el accionar del docente en la preparación previa, implementación y evaluación del procedimiento didáctico.

Procedimiento didáctico

 

1. Preparación previa.

Esta es la preparación que permite apropiarse de los fundamentos lógicos de la formación de los procedimientos lógicos asociados a conceptos (caracterización, sistemas de acciones, esquemas y diagramas lógicos) y de la elaboración de conceptos, su estructura metodológica, así como las vías para el logro de estos procesos; tiene como objetivo:

Ø Garantizar los elementos mínimos indispensables para que el docente logre dirigir adecuadamente el proceso de elaboración de conceptos y de formación y/o desarrollo de los procedimientos lógicos del pensamiento en sus educandos.

Constituye el momento propicio para poder comprender lógica, gnoseológica y metodológicamente, lo relacionado con el proceso total de elaboración de conceptos, y el de formación de los procedimientos lógicos del pensamiento; para lograr tal preparación relacionada con los procesos de referencia, se proponen: Talleres, Seminarios, Conferencias, Ayudas Metodológicas y Cursos de postgrado. Este es el punto de partida para un trabajo encaminado en este sentido; sirve de orientación, tanto para la concepción de las restantes acciones del procedimiento didáctico, como para determinar el tratamiento que deberá dársele a las restantes categorías didácticas que intervienen en el proceso.

2. Implementación del procedimiento didáctico.

 

Sistema de acciones.

Acción 1

§ Determinar la etapa del proceso de elaboración de conceptos que corresponde al concepto seleccionado.

Es preciso tener claridad del tratamiento que debe dársele a los conceptos fundamentales que se hayan determinado en la asignatura, o sea, definir los momentos por los que transitarán tales conceptos durante todo el programa de la asignatura, para que se produzca una verdadera elaboración de los mismos.

En caso de corresponder a la formación, determinar la forma en que se introducirá el concepto (mediante la definición o por algún método parecido, descripción o caracterización)

Objetivo:

Ø Garantizar la sistematicidad en el proceso, a partir de precisar con claridad el consecuente tratamiento a los conceptos objeto de enseñanza-aprendizaje, teniendo en cuenta la lógica de la asimilación de los conocimientos.

Acción 2

§ Selección del procedimiento jerárquico que será objeto de formación o desarrollo durante la elaboración del concepto.

Objetivo:

Ø Seleccionar los procedimientos lógicos del pensamiento a emplear en correspondencia con el concepto y el tratamiento que éste requiera, partiendo de su jerarquía en el proceso.

Para garantizar que el proceso de elaboración de conceptos se realice y asimile conscientemente, por los alumnos, el docente deberá tener precisión de los procedimientos lógicos del pensamiento que se requieren formar y/o desarrollar, así como el que en determinado momento posee un carácter jerárquico, por ello se sugieren aspectos a tener en cuenta para la selección de dichos procedimientos:

· Antecedentes del trabajo con los conceptos.

· Antecedentes del trabajo con los procedimientos lógicos del pensamiento

· Procedencia de los alumnos.

· Base cognitiva que poseen los alumnos respecto a los conceptos fundamentales que se determinaron en la asignatura.

Respecto a ellos; se hará un estudio de cómo y con qué profundidad se han abordado en enseñanzas precedentes o en las asignaturas de la carrera que anteceden a la actual; así mismo, de en qué medida los alumnos en el transcurso de su vida se han apropiado de determinados elementos que les permiten operar con tales conceptos.

Al analizar los antecedentes del trabajo con los procedimientos lógicos, lo fundamental estriba en que el que dirige su formación y/o desarrollo, pueda saber el estado de los alumnos a este respecto; por ello se deberá diagnosticar, a partir de los indicadores que se proponen, así mismo revisar en que medida se han abordado durante las enseñanzas anteriores. Con respecto a esto N. F. Talízina sentenció:

“la mayoría de los alumnos no dominan los procedimientos iniciales del pensamiento lógico incluso hasta grados superiores, sin embargo ellos son imprescindibles ya desde el primer grado; sin dominarlos completamente no se logra la asimilación del material...”[1]

Hay que tener en cuenta que por las peculiaridades de las materias, de índole técnicas objeto enseñanza-aprendizaje en los IPA, es necesario conocer detalladamente la procedencia de los alumnos, pues esto da, en gran medida, idea de los antecedentes empíricos de los alumnos, ya que no es el mismo estado cognitivo (aunque empírico) del alumno que desarrolla su vida o parte de esta en las zonas rurales, en contacto con las labores agrícolas parcial o permanentemente, que el del alumno que ha permanecido siempre en la ciudad.

Al analizar la base cognitiva que poseen los alumnos respecto a los conceptos fundamentales que se determinaron en la asignatura, se sugiere comenzar por diagnosticar el estado de conocimientos de los estudiantes, teniendo en cuenta el aspecto anterior.

Acción 3

§ Elaborar el sistema de actividades.

 

Las actividades propuestas en el sistema, deben desencadenar en tareas y subtareas de modo que se propicie un paulatino tránsito, del alumno, en la construcción del conocimiento (formación por etapas de las acciones mentales) a su vez debe estar en correspondencia con la fase del proceso total de elaboración del concepto y con las etapas necesarias, como regularidades, en el proceso de formación de los procedimientos lógicos del pensamiento; así mismo debe concebirse la posibilidad de que los alumnos se comuniquen entre sí los resultados, hablando en voz baja, comentando las tareas que realizan. El profesor estimulará la socialización de lo aprendido, haciendo énfasis en lo que implica para su formación, la importancia para su posterior aplicación en la actividad de aprendizaje y su actuación ante la vida.

La acción tiene como objetivo:

Ø Contar con un sistema de actividades que propicie la implicación consciente de los estudiantes en la construcción del conocimiento, referido a la elaboración de conceptos y la formación y/o desarrollo de los procedimientos lógicos del pensamiento.

En esta acción el profesor tendrá en cuenta que dicho sistema de actividades no debe estar encaminado sólo a que le permita dirigir el proceso, sino que es imprescindible, para que el proceso sea concienciado por el estudiante, que éste también lo interiorice y llegue a dominar.

Lo antes abordado, facilitará que el alumno pueda ir auto evaluando el resultado y proceso de su actividad, esto sin dudas es la verdadera asimilación de los conceptos y la creación de estructuras cognitivas que le permitan aplicarlo a situaciones nuevas, tanto en la construcción del conocimiento durante el proceso de aprendizaje, como en la aplicación de lo aprendido en su desempeño profesional.

 

Acción 4

§ Determinar los medios de enseñanza a utilizar para la realización de la actividad.

Objetivo:

Ø Garantizar los medios de enseñanza necesarios para la realización de la actividad de los alumnos.

Esta acción se basa en determinar los medios de enseñanza que permitirán al alumno ir contraponiendo la actividad que realiza, respecto al trabajo con los procedimientos lógicos, que en ese momento se trabajen, con un modelo; teniendo en cuenta el impulso gradual hasta lograr la independencia; cuando se haya llegado a la interiorización del procedimiento. Los medios pueden ser: láminas, hojas de trabajo individual o por equipos, ilustraciones en el pizarrón, etc. que muestren las acciones por las que se deben transitar, según las fases o etapas del proceso de elaboración de conceptos y de formación de los procedimientos lógicos, y esquemas lógicos concebidos para revelar el cómo opera el pensamiento durante la realización del proceso de referencia.

Acción 5

§ Implementar el sistema de actividades.

 

Al producirse esta acción el profesor hará énfasis en explicar el sistema de acciones lógicas del procedimiento que sea objeto de formación y/o desarrollo, así como, su esquema lógico, precisando que durante la aplicación del sistema de actividades el alumno sea consciente del trabajo que realiza con el concepto.

La acción tiene como objetivo:

Ø Favorecer la toma de posición valorativa de los educandos respecto a su actividad de aprendizaje, su estado cognitivo y meta cognitivo.

Ø Favorecer la asimilación consciente de los procesos objeto de estudio.

En todo este trabajo es importante que los alumnos comprendan como, conceptos que han sido elaborados sin relación directa con la práctica, permiten reflejar aspectos de la realidad y encuentran aplicaciones importantes en la actividad social. Así mismo como aquellos conceptos, con los cuales habían tenido algún punto de contacto, pero sin explicación científica convincente, al ser asimilados conscientemente, les permiten explicarse (y explicar) diversos fenómenos de la vida y en particular de su ciencia, y poder aplicarlos consecuentemente en su desempeño profesional.

En todo momento del proceso de elaboración de conceptos, se deberá insistir en que el alumno participe activamente en la ejecución de las tareas del sistema de actividades, de forma que se involucre en ellas y las interiorice, resaltando que se sienta la necesidad de resolver el problema que se ha planteado a partir del empleo de los conocimientos que él posee o del adecuado impulso del profesor, a través de la incorporación de técnicas didácticas (sistema de preguntas, búsqueda de contraejemplos, ejemplificación, búsqueda de características esenciales, etc.) y las estrategias metacognitivas que estimulen la formación de estrategias de aprendizaje por parte de los alumnos y donde el proceso de socialización juega, también, un papel fundamental en la construcción del conocimiento.

Sobre la base de lo anterior, se guiará al alumno para que, al contraponer su actividad con la del “otro”, o con lo estructurado en el modelo que utiliza como patrón, analice retrospectivamente lo que ha realizado, que explique las estrategias seguidas para resolver el problema, llegue definir en que se equivoco y que debe hacer para rectificar; y como consecuencia de ello, en que condiciones queda para enfrentarse a nuevas situaciones en las que tenga que proceder de similar manera.

 

Acción 6

§ Evaluar la formación del procedimiento lógico objeto de estudio, así como la consecuente elaboración del concepto según la etapa de que se trate.

Objetivo:

Ø Determinar el desarrollo alcanzado por los educandos en relación con la formación y/o desarrollo de los procesos objeto de estudio.

Ø Favorecer la toma de posición valorativa de los educandos respecto a su actividad de aprendizaje.

Ø Favorecer la expresión de las posiciones valorativas de los alumnos, en forma oral y/o escrita.

Para llevar a cabo esta acción se propone la realización de preguntas escritas y orales que permitan conocer el nivel de formación y/o desarrollo alcanzado por los alumnos respecto a los procesos objeto de estudio.

Las preguntas escritas estarán encaminadas a comprobar si los alumnos han elaborado el concepto (según la fase de que se trate), ésta se complementa con la oral, que tiene como objetivo valorar si se ha asimilado adecuadamente el procedimiento lógico objeto de aprendizaje, así como los recursos cognitivos y metacognitivos que ha empleado para ello (estrategias de aprendizaje)

Es importante que se tenga precisión de cuáles son los indicadores a tener en cuenta para evaluar el nivel de desarrollo que tiene cada alumno de los procedimientos lógicos y que pueda después, tener un criterio en general de su desarrollo. Para ello se proponen cuatro niveles que deben tenerse en cuenta al evaluar el desarrollo de los procedimientos lógicos: nivel I (bajo), nivel II (medio), nivel III (alto), nivel IV (elevado)

Se considera que el alumno tiene formado un procedimiento lógico si alcanza el nivel III, pues en éste, ha realizado todas las acciones del sistema y en el nivel IV, se alcanza un estadio superior de desarrollo ya que, además de haber transitado por todas las acciones, es capaz de explicar con suficiente claridad y rigor la actividad realizada.

3. Evaluación de la implementación del procedimiento didáctico.

La esencia de esta etapa radica en la valoración retrospectiva que debe hacer el docente, una vez aplicado el procedimiento didáctico; lo que le permitirá evaluar el efecto que ha tenido su implementación, así como, la manera en que él se ha desempeñado y las imprecisiones cometidas, propiciando de esta forma la corrección y perfeccionamiento de dicho procedimiento.

No se precisan indicadores para su evaluación por lo diverso que resulta este fenómeno, donde un gran número de factores afectan el resultado final, entre los que se encuentran: la experiencia del docente, las características de los alumnos, la complejidad del contenido, entre otros.

Conclusiones.

  1. La aplicación práctica del procedimiento, demostró que en las actuales transformaciones de la educación media y superior para la Educación Técnico Profesional, es posible favorecer la dirección del pensamiento a partir de los procedimientos lógicos del pensamiento asociados a la formación de conceptos.
  1. Las características particulares de las asignaturas técnicas de la especialidad Agropecuaria, tanto para el nivel medio, como para la formación de los docentes en formación, tienen potencialidades para dirigir el proceso de del pensamiento, a partir de la formación de conceptos.

Bibliografía.

1. Danilov M. A. y Skatkin M. N.(1978).Didáctica de la Escuela Media. Ciudad de La Habana, Editorial libros para la Educación.

2. Labarrere, G. (2001). Pedagogía, Ciudad de La Habana, Editorial, Pueblo y Educación.

3. Tallart Fabré, Paula(2001). La Dirección del proceso de formación de los procedimientos Lógicos: Identificación y Reconocimiento de conceptos y la Asignación de propiedades en la Escuela Secundaria. Tesis en opción al grado científico de Doctora en Ciencias Pedagógicas. Santiago de Cuba.

4. Zilberstein, J y M. Silvestre(2001): Hacia una enseñanza desarrolladora, Ciudad de La Habana, Editorial, Pueblo y Educación.

 

 

.

 


[1] N. F. Talízina. Procedimientos iniciales del pensamiento lógico. p 1