La reforma educativa no debe ser obra de la oligarquía que nos rige: González Rojo

La reforma educativa no debe ser obra de la oligarquía que nos rige: González Rojo

  • Reconocen al poeta, filósofo y catedrático con el doctorado honoris causa de la UAM

  • Enrique González Rojo Arthur ayer, en la Rectoría General de la UAM.
  • La reforma educativa debe hacerse acorde con las necesidades del pueblo mexicano en esta fase de su historia.
  • Foto. Cristina Rodríguez y La Jornada.

Ángel Vargas

La Jornada/310316.

Al recibir ayer el doctorado honoris causa de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), el poeta, filósofo y catedrático Enrique González Rojo Arthur (CDMX, 1928) llamó a emprender una verdadera y profunda reforma educativa en México. 

Se debe hacer acorde con las necesidades, no de la oligarquía que nos rige, sino del pueblo mexicano en esta fase de su historia, destacó al agradecer la distinción conferida por esa casa de estudios en reconocimiento a su destacada trayectoria académica.

“Necesitamos una reforma de la educación que advierta y haga suyos los grandes problemas nacionales, que no tenga reservas en denunciar las razones de fondo de por qué está la educación como está, que eleve a primer plano el espíritu crítico, haga un severo enjuiciamiento de la reforma oficial y devele, de manera reiterada y convincente, a qué intereses se encuentra enajenada.”

En su discurso, González Rojo reivindicó su derecho y compromiso de no guardar silencio ante la manera arbitraria y punitiva en la que el Ejecutivo federal y la Secretaría de Educación Pública, según dijo, pretenden reformar la práctica docente en el país, “empezando con una ‘evaluación’ de los maestros sospechosa y hasta militarizada.

"Cuando las cosas van de mal en peor, no es el momento de callar, doblar la cerviz y cruzarse de brazos, sino la hora urgente de sembrar, difundir y defender una concepción democrática del quehacer magisterial". 

Tales palabras del poeta suscitaron espontánea y prolongada ovación del público que abarrotó el auditorio 'Pedro Ramírez Vázquez' de la Rectoría General de la UAM, en el sur de la capital del país.

Después de recibir de manos de Salvador Vega y León, rector general de esa universidad, el diploma del honoris causa, González Rojo precisó;

"Hay de reformas a reformas y la oficial busca dar gato de un tendencioso cambio sólo laboral por la liebre de una reforma educativa integral". 

Agregó asimismo;

"Siento que el tentador proyecto, para los empresarios, de apoderarse de la educación se halla rondando, sin decir su nombre, en las nefastas cavilaciones de la oficialidad".  

"La clase política en el poder habla, en lo que parece una burla, de la ‘excelencia académica’ que debe alcanzar la educación, y lo hace a pesar de la incultura e impresionante ignorancia que la caracteriza, con algunas excepciones, y se hace evidente en la eliminación, en los programas de estudio, de materias tan esenciales como la filosofía, la historia, la ética... las humanidades en general". 

El homenajeado denunció también;

"El gasto público dedicado a la educación en México es muy raquítico, en contraste con el de otros países atrasados, y la preferencia manifiesta del gobierno por el área de las ciencias y la tecnología evidencia la intención de ponerlas al servicio del empresariado o de la burocracia estatal". 

A lo largo de su disertación, González Rojo Arthur esbozó algunas de sus concepciones sobre la educación, la cual, a su decir; 

"Debe estar fundada en la autonomía y la autogestión de la práctica docente, así como en un nuevo modelo de educador y de estudiante cuyo propósito impulse el autoaprendizaje". 

"Considero que el plan de estudios debe ser diseñado no sólo con la finalidad de que el estudiante obtenga la información indispensable para el dominio de su especialidad, sino para que se forme como ciudadano libre, crítico, comprometido con los valores éticos y sociales de mayor trascendencia comunitaria".

* * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * *

Nota mía: Respetuosamente me permití modificar levemente la estructura de la nota de Ángel Vargas, con la exclusiva finalidad de facilitar su lectura en el formato de Odiseo. Alfredo Macías Narro.

Sección: